2/1/18

Si, puedes (y debes) cambiar el bombillo en tu piso de alquiler

Aunque existen muchos bulos, mitos y rumores alrededor de este asunto, el hecho cierto es que la ley permite a los inquilinos de un inmueble sustituir el bombín de la puerta de su piso en alquiler en el tiempo que decidan en el interior del inmueble.

Con lo difícil que está hoy en día conseguir un contrato de alquiler en determinadas ciudades, una vez encontrado, las prisas pueden hacer que nos metamos de cabeza a firmar documentos sin acabar de tener todas las dudas resueltas. Una de las primeras que suele surgir al entrar a vivir a un piso de alquiler es si se puede o no, dentro de la ley, cambiar la cerradura después que te hayan entregado varios juegos de llaves.

En primer lugar, es bueno preguntar todo lo que necesario al gestor inmobiliario, o en su caso, directamente al propietario sin importar que ya hayas firmado el contrato. Seguramente a ellos también les interesará comentar contigo cualquier punto que no haya quedado claro.

Aún así, hay algunos derechos que te corresponden como inquilino y están amparados por la ley, por ejemplo el de la privacidad del domicilio (el derecho a la inviolabilidad del domicilio se encuentra recogido en el artículo 18.2 de la Constitución, que dice, entre otras cosas: “El domicilio es inviolable....) lo que te permite cambiar el bombín de la cerradura para tener una llave nueva sin necesidad de pedir el consentimiento del propietario.
Como explicamos en otro post, en un cilindro común y corriente la copia de la llave es tan sencilla como contar con una y llevarla a cualquier ferreterías o tienda de copia de llave y pedir un duplicado. es por esto por lo que es más que probable que en un piso en alquiler por el que han pasado un numero indeterminado de inquilinos el numero de copias en circulación tienda más bien a infinito.

Con este cambio, ganas en tranquilidad y aseguras que ningún inquilino anterior del piso, ni el mismo propietario tengan una copia de la llave, de modo que no puedan entrar a tu casa sin permiso. Siendo el piso alquilado donde vives la vivienda habitual, y no la del propietario, si éste decidiera entrar en él sin tu permiso, estaría incurriendo en un delito de allanamiento de morada. Además, el artículo 202 del código penal señala que el particular que no habite en la vivienda no podrá acceder sin consentimiento expreso. Por tanto, el propietario no tiene derecho a exigir una copia de la llave de la nueva cerradura.

Sí debes tener en cuenta, que al acabar tu contrato, o dejar el piso, tendrás que volver a colocar la antigua cerradura y devolver sus respectivas llaves, o bien entregar tantas copias de llaves de la nueva cerradura como te entregaron.

No hay comentarios:

Publicar un comentario